Las palomas son aves que se encuentran en casi todo el mundo y es la plaga más asociada con las comunidades humanas, así como las más destructivas de monumentos y construcciones históricas. Habitan principalmente en edificios y cerca de parques de las ciudades, y se alimentan de casi todas las sobras de comida de los humanos.

Pueden hacer nidos en techos, repisas, ductos de desagüe, desvanes, cúpulas, áticos y hasta ornamentos en edificios que se adapten a sus necesidades para perchar y construir nidos.

El principal problema de estas aves en las construcciones antiguas, es que el contenido del ácido úrico de sus desechos es muy corrosivo, y afecta la pintura, el concreto y la piedra. Así se van deteriorando los ornamentos de las construcciones históricas, teniendo como resultado daños irreparables.  

Existen una gran variedad de repelentes especializados para alejar a las palomas los lugares de perchado, y son utilizados eficazmente para proteger los inmuebles antiguos. Son de diferentes tipos: Táctiles, Sonoros, Olfativos y Visuales, y la Cetrería.

Si quieres conocer más acerca de los métodos repelentes de aves, envíanos un correo electrónico: reburkle@yahoo.com